-Mamá, mientras hablabas por teléfono terminé de hacer el bizcocho. Ya está en el horno.
-¡Noooo!
-Sí, mezclé bien todo lo que tenías encima de la encimera.
-¿También el pimentón?
-¿Qué es eso?
-Unos polvos rojos.
-¿Esos? Lo espolvoreé con ellos, no encontré los blancos que tú echas.

Ilustración: Eisaku