-Me llamo Enriqueta. Me gustaría establecerme aquí.
-Pero tendrás que acatar la ley.
-¿Y cuál es la ley?
-No se admiten discusiones.
-¿Y cómo tratáis los asuntos y llegáis a acuerdos?
-Sumando opiniones.

Ilustración: Xuan Le